miércoles, 6 de febrero de 2013

http://www.nevasport.com/ricardo-montoro/art/38359/Cada-pintura-cuenta-una-historia/

sábado, 5 de enero de 2013









esquí, cuadros exposiciones y fiestas de navidad se mezclan en mi cabeza, ahora buscaré un lugar para esquiar en solitario y después... después cogeré de nuevo los pinceles, Feliz Año!!!

viernes, 30 de noviembre de 2012



Las  montañas se empiezan a vestir de blanco, las mañanas heladoras comienzan a dejar que entres en un estado mezcla "no quiero salir de este edredón y a ver qué día hace!





El invierno, por fin ha hecho su aparición, algunas hojas aun luchan por sobrevivir al viento y el frio, solitarias en las ramas de su árbol, las gentes hablan sin parar de cms. caídos, de laderas blancas y de próximos destinos hacia su paraíso particular.
Aquí el personal sigue su vida, pero también el tinte blanco del paisaje, hace que comience el baile de especulaciones de cómo será o dejaré de ser está ya presente temporada, porque el oro blanco tendría que llegar este año a su cita, que el pasado buenos disgustos nos dio y ya se sabe ni siquiera en estos parajes donde parece que todo va “bien” la gente trabaja con ese oro y si falta dará un buen zarpazo a muchas personas, aparte, su fundido, ya sabéis en las primaveras hace que los ríos fluyan con alegría y el entorno se convierta en un festival de nuevo de colores y ruidos agradables.
Aquí sentado con los amigos, los locales, en el aun solitario Pirineo, hablamos de descensos, de proyectos, de ilusiones, pero sobre todo hablamos de trabajos y de vida y para esto necesitamos que el oro descargue de las nubes, vengan de donde vengan!!

viernes, 23 de noviembre de 2012






nuevas pinturas.

lunes, 3 de septiembre de 2012




nuevas obras!!!

sábado, 18 de agosto de 2012









algunas de mis nuevas pinturas, espero que os gusten!!

sábado, 4 de agosto de 2012

agosto





Algunas personas en el fragor de la batalla “agosto”, ya piensan en clave de hojas  bailando lentamente hacia el suelo, piensan en esos cielos azules que solo el otoño nos regala, algunas personas se empeñan en mirar en plena calor sus ropas de invierno, en entretenerse ojeando fotos de nieves perpetuas, en quedarse inmóviles pensando en cómo se tiñen los suelos de blanco.
Algunas personas, buscan la belleza en el lado “frío” de la vida, buscan el recogimiento en los vientos que golpean sus rostros, buscan la paz en las tardes solitarias.
Algunas personas, se mueven a un ritmo trepidante con la llegada del otoño, empeñándose en pensar que pronto a este le seguirá el “temido” invierno, pero aquí en las montañas, la estación “incomoda” se vuelve amable, suave y bella, los paisajes cambian día a día y las luces brillan heladas, las mañanas dejan de ser monótonas y cada día abres los contraventanos esperando algo “nuevo” de formas blancas, de ruidos secos del norte, de nubes con formas caprichosas cruzando cielos limpios, o de chimeneas humeantes  que anuncian vida detrás, por mucho que me dejo engatusar por el precioso verano pirenaico, soy de esa clase de personas que esperan con anhelo la llegada del viento frío.